Otoño en La Casa del Arte

Anuncios

El marco II

El corte

Tomar medidas de las obras que hay que enmarcar, de las molduras, de los cristales, de los cartones, sólo se puede hacer con útiles de precisión: un metro de madera de carpintero, una regla metálica, una escuadra y una regla en forma de “te”, preferiblemente grande.

La toma de medidas es el momento más delicado de toda la operación de enmarcado ya que un pequeño error de milímetros puede echar a perder muchas horas de trabajo. A  las dimensiones de la obra hay que ir añadiendo la anchura del paspartú (teniendo en cuenta el pequeño margen de la obra que se solapa debajo) y el propio reborde de la moldura donde va a ir encajada.

El útil principal para fabricar un marco es la máquina de cortar las molduras o ingletadora que permite realizar los cortes de los ángulos de 45 grados. Aunque antiguamente se usaba una caja de ingletes (bastidor de madera con unas guías predeterminadas para colocar la sierra manual y cortar los listones) hoy la máquina cortadora viene provista de cuchillas radiales que facilitan cortes rápidos y limpios sin astillar la madera.

El ensamblado

Una vez cortadas las molduras hay que ensamblarlas. En primer lugar se juntan los ángulos con cola blanca para madera que se aplica con pincel. Para la sujeción del marco, mientras se seca, se utilizan lañas, o una prensa para marcos, o un gato de ángulo, indicados estos últimos para marcos grandes.

Algunas máquinas ingletadoras realizan ambas operaciones. Una vez retirada la sierra, la máquina se convierte en una prensa en la que las molduras son inmovilizadas.

Las herramientas más usadas son, sin embrago, las grapadoras manuales, más manejables y asequibles.

El cristal

Los proveedores de material para marcos cortan las placas de cristal a petición del cliente. Es importante recordar que el cristal para marcos no debe sobrepasar los 3mm. de espesor, por tanto es más fino que el cristal habitual. Una alternativa son las láminas de plástico que aligeran el peso del marco, aunque por su flexibilidad no siempre se ajustan a las características de la obra.

Los cartones y los papeles

Para proteger la obra enmarcada de las innumerables agresiones exteriores (polvo, humedad, humo, bacterias, etc.) se deben utilizar cartones y papeles absolutamente neutros, tratados especialmtaller enmarcación 6ente para eliminar toda acidez. Si el fondo del marco es un cartón o pieza de contrachapado, hay que forrarlo con un cartón neutro.

Para el paspartú que rodea la obra enmarcada se utilizan cartones biselados de entre 1,6 y 3,5 mm. de espesor. El bisel puede ser de 90 o de 45 grados.

El objeto, dibujo, grabado, acuarela, gouache, etc. se fija en el fondo con la cola blanca y sobrepuesto se coloca el paspartú, solapado unos 5 mm. Finalmente, sobre todo ello se pone el cristal.

Con el “paquete” así dispuesto se procede a colocar el marco ya cortado y ensamblado.

En el siguiente post de La Casa del Arte nos adentraremos en el gran bosque de las molduras.

La Casa del Arte premia a los ganadores del sorteo “Cervantes 400 aniversario”

La casa del Arte da por finalizado el concurso dedicado a conmemorar el 400 aniversario de la muerte de Miguel de Cervantes. El misterio a resolver era identificar el capítulo al que pertenece este fragmento del Quijote:

“Llegó en esto el labrador, a quien don Quijote preguntó:

-¿Sabréisme decir, buen amigo, que buena ventura os dé Dios, dónde son por aquí los palacios de la sin par princesa doña Dulcinea del Toboso?

-Señor -respondió el mozo-, yo soy forastero y ha pocos días que estoy en este pueblo sirviendo a un labrador rico en la labranza del campo; en esa casa frontera viven el cura y el sacristán del lugar: entrambos o cualquier dellos sabrá dar a vuesa merced razón desa señora princesa, porque tienen la lista de todos los vecinos del Toboso; aunque para mí tengo que en todo él no vive princesa alguna; muchas señoras, sí, principales, que cada una en su casa puede ser princesa.

-Pues entre ésas -dijo don Quijote- debe de estar, amigo, ésta por quién te pregunto.

-Podría ser -respondió el mozo-; y adiós, que ya viene el alba.”

 

El capítulo en cuestión pertenece a la segunda parte y lleva el revelador título siguiente: Capítulo 9: Donde se cuenta lo que en él se verá . Como se puede observar, Cervantes a veces es perezoso con la sinopsis que introduce en sus títulos (o quizá quiera crear expectación) y en este caso nada dice de la visita que Don Quijote y Sancho están a punto de realizar a la aldea del Toboso. Cierto es que desde capítulos anteriores conocemos el plan de encontrar a la sin par Dulcinea y que en este realmente no ocurre nada extraordinario, pero así son las obras maestras como los grandes viajes: importa menos llegar al destino que el camino en sí.

Los afortunados ganadores de un grabado cervantino, original y firmado por el autor son:

  • Juan Carlos Burgos Mazas
  • Juana Mellado
  • Carmen Mellado

Enhorabuena a los tres. Los ganadores pueden recoger su premio en La Casa del Arte en el horario habitual.

Queremos agradecer la participación de todos los “Quijotes” que han tenido a bien pasarse por La Casa del Arte con la respuesta correcta (todos, a decir verdad).

Próximamente nuevos retos… y nuevos premios.

 

Exposición en el Museo de Pasión: El artista y el cartel

el artista y el cartel3

Hasta lo día 12 de junio se puede visitar en la Sala de la Pasión una selección de carteles inédita en Valladolid. Un conjunto de 94 obras pertenecientes a la Colección Joseluis Rupérez.

La exposición traza un recorrido cronológico que se inicia en el siglo XIX y que llega hasta nuestros días de la mano de los artistas más destacados de cada época como Toulouse-Lautrec, Picasso, Chagall, Warhol o Barceló.

“Las vanguardias siempre reconocieron en el cartel un medio rápido, eficaz y remunerado para conseguir a la vez divulgación, notoriedad y una suerte de educación artística del pueblo. Sin olvidar que muchos de ellos eran propietarios de imprentas litográficas, profesores de artes gráficas o se iniciaron en las primeras agencias de publicidad como la francesa Havas.

Los anuncios y la publicidad, tras la Segunda Guerra Mundial, se volvieron científicos, estudiaban a sus clientes, eran agresivos en sus mensajes y el arte aplicado, en este caso la fotografía, resolvía desde un punto de vista hiperrealista y más barato, sus intereses comerciales. A partir de ese contexto el cartel toma las riendas en la relación con los pintores y los anuncios se convierten ya en objeto de consumo y colección.”

(Extraído de la reseña de Joseluis Rupérez)

Seguimos con el concurso cervantino

En La Casa del Arte seguimos con el sorteo de tres grabados originales.

Puede participar todo aquel que se presente en la tienda identificando el capítulo al que pertenece este pasaje del Quijote:

“Llegó en esto el labrador, a quien don Quijote preguntó:

-¿Sabréisme decir, buen amigo, que buena ventura os dé Dios, dónde son por aquí los palacios de la sin par princesa doña Dulcinea del Toboso?

-Señor -respondió el mozo-, yo soy forastero y ha pocos días que estoy en este pueblo sirviendo a un labrador rico en la labranza del campo; en esa casa frontera viven el cura y el sacristán del lugar: entrambos o cualquier dellos sabrá dar a vuesa merced razón desa señora princesa, porque tienen la lista de todos los vecinos del Toboso; aunque para mí tengo que en todo él no vive princesa alguna; muchas señoras, sí, principales, que cada una en su casa puede ser princesa.

-Pues entre ésas -dijo don Quijote- debe de estar, amigo, ésta por quién te pregunto.

-Podría ser -respondió el mozo-; y adiós, que ya viene el alba.”

 

A finales de mes realizaremos el sorteo de estos tres grabados del ilustrador José Ramón Almeida, realizados para conmemorar el 400 aniversario de la muerte de Cervantes.

grabado original 400 años Cervantes

 

El marco (I)

La Casa del Arte enmarque

EL MARCO (I)

La Casa del Arte enmarque

La Casa del Arte marco

Enmarcar es una artesanía que casi llega a ser un arte; requiere un gusto exquisito, un conocimiento de los estilos, de la Historia del Arte y también una habilidad técnica. Desde La Casa del Arte iniciamos una serie de entradas sobre los secretos de un buen enmarque.

Es un oficio que hay que aprender ya que el marco no solo tiene un papel decorativo. Ante todo tiene que hacer resaltar la obra presentada y, a veces, protegerla. Por lo tanto,  la técnica del marco puede ser realizada si se dispone de las herramientas y objetos indispensables.

Lienzos y tablas

Un cuadro sobre lienzo, o sobre tabla, puede ser enmarcado con una moldura sencilla o con madera esculpida, labrada o dorada. Pero si la obra es frágil, antigua; si la pintura corre el peligro de desconcharse, de resquebrajarse; si el lienzo ha sufrido desperfectos o ha sido restaurado, será prudente protegerlos con un cristal antes de fijar el marco.

La obra gráfica

Todas las obras sobre papel, dibujos, pasteles, acuarelas, gouaches, grabados, litografías, collages, fotografías, serigrafías, documentos antiguos, autógrafos o sencillas reproducciones sin valor, tendrían que ser enmarcadas con cristal para protegerlas del polvo, de la humedad y, en general, de todos los agentes exteriores.

La obra puede colocarse entre un cartón como fondo y un cristal o llevar un marco más elaborado. Este consta, en el caso que nos ocupa, de un paspartú biselado insertado en un marco de metal o madera. (El paspartú de calidad es aquel que muestra en el corte un “alma blanca”).

Para la realización de todos los tipos de marcos podemos catalogar el material indispensable en dos categorías. Por una parte están los útiles necesarios para medir, cortar y juntar; por otra los objetos, molduras, cristales, cartones, papeles, colas, pinceles, clavos, argollas, etc.

En el siguiente post profundizaremos en algunos de estos aspectos.

La Casa del Arte y el 400 Aniversario de la muerte de Miguel de Cervantes

La Casa del Arte sortea tres grabados originales. Atentos al texto siguiente:

 

“Llegó en esto el labrador, a quien don Quijote preguntó:

-¿Sabréisme decir, buen amigo, que buena ventura os dé Dios, dónde son por aquí los palacios de la sin par princesa doña Dulcinea del Toboso?

-Señor -respondió el mozo-, yo soy forastero y ha pocos días que estoy en este pueblo sirviendo a un labrador rico en la labranza del campo; en esa casa frontera viven el cura y el sacristán del lugar: entrambos o cualquier dellos sabrá dar a vuesa merced razón desa señora princesa, porque tienen la lista de todos los vecinos del Toboso; aunque para mí tengo que en todo él no vive princesa alguna; muchas señoras, sí, principales, que cada una en su casa puede ser princesa.

-Pues entre ésas -dijo don Quijote- debe de estar, amigo, ésta por quién te pregunto.

-Podría ser -respondió el mozo-; y adiós, que ya viene el alba.”

 

La Casa del Arte se une a los actos conmemorativos del 400 aniversario de la muerte de Miguel de Cervantes Saavedra y sortea tres grabados originales entre aquellos que averigüen a qué capítulo del Quijote pertenece el fragmento anterior.

grabado original 400 años Cervantes

El único requisito para participar en el sorteo es presentarse en la tienda e indicar el capítulo donde se encuentra el texto solicitado. Con los nombres registrados  se procederá al sorteo de los tres grabados firmados por el autor. Los nombres de los ganadores se publicarán en esta misma página.

 

¿Dispuestos a desfacer el entuerto?

 

Exposición de ilustradores vallisoletanos en la Sala Municipal de la Casa Revilla

ilustradores valladolid 4

Ilustradores vallisoletanos. Entre la creación y el oficio.

Desde La Casa del Arte os proponemos la visita a la exposición que la Sala Municipal de la Casa Revilla dedica hasta el día 10 de abril a 22 artistas de nuestra ciudad. Entre ellos figuran Raúl Allén, Óscar del Amo, Cintia Martín, Beatríz Martín Vidal, Yolanda Falagán… Todos ellos representan lo que Pencil Ilustradores (primera agencia de ilustradores creada en España, vallisoletana también) llama el boom de la Ilustración.  En las paredes de la sala de exposiciones podemos contemplar dibujos originales y reproducciones de gran calidad, cuadernos de bocetos y ediciones impresas tanto para público infantil como adulto.

Siempre es un placer poder contemplar de cerca la huella del dibujante ya que los trazos son como las palabras y las frases y dicen mucho de uno.